Inicio / Blog / Tiby y su algoritmo de la Asamblea Nacional Constituyente, brillante

Tiby y su algoritmo de la Asamblea Nacional Constituyente, brillante

Inicio / Blog / Tiby y su algoritmo de la Asamblea Nacional Constituyente, brillante

Tiby y su algoritmo de la Asamblea Nacional Constituyente, brillante

Tiby y su algoritmo de la Asamblea Nacional Constituyente, brillante

Las ofertas de la Asamblea Nacional Constituyente de Tibisay Lucena son brillantes, no se las pierdan

Es abrumador, escandaloso y hasta tóxico todo lo que nos ha llegado a nuestros móviles y redes sociales esta semana. Mi cerebro ha escaneado mucha información con la cual podría escribir muchas páginas partiendo de tantas palabras que se han quedado tatuadas en mi disco duro, mi mente. Esta vez me quedaré solo con la fina y exquisita estrategia tecnológica de Tibisay Lucena. Tal vez ficción, tal vez ficción hecha realidad. ¡UFF!

Compre su paquete de pañal y lleve su Asamblea Nacional Constituyente. Todo en un mismo punto de venta, venga ya, vote ya, ponga su dedo ya

“Vaya a su punto de venta de su establecimiento más cercano, ordene su paquete de pañales, su litro de leche, su harina para sus ricas arepas o lo que desee, primero sus necesidades y le ahorramos tiempo. Entregue su cédula de identidad, coloque su dedo aquí y listo. Además vota de una vez.”

¿Qué sucede en el sofisticado sistema de Tibisay Lucena? El número de cédula, el nombre y la huella viajan a la base de datos junto a su “voto”.

Ah, no importa por quien votó, eso no es lo importante. Lo importante es ayudar a transcribir datos de los humanos para simular “el movimiento” dentro del sistema. El movimiento es el registro de datos en un sistema informático y para este tipo de máquinas se necesita en tiempo real.

Asamblea Nacional Constituyente solo para clientes leales, vote por uno y lleve dos… perdón, vote por dos

“Si usted tiene la tarjeta VIP del PSUV Club, usted ya cuenta con sus propios privilegios. Pase adelante y compre ya, perdón, vote ya. Ah, y por ser miembro VIP del PSUV Club, su voto vale por dos”.

Como las ofertas más clichés del mundo: pague uno y lleve dos. En este caso es vote por uno y a la vez, vote por dos, por tres o por quien sabe cuántos. Que ofertón. Qué ideas tan admirablemente disruptiva. Que original.

Estos, son modelos de ventas, de mercadeo, de ofertas engañosas, aplicadas a la inversa y, hoy día, decadentes. Nada más engañoso que lo gratis y regalado. Nada en la vida es gratis ni regalado. En esas ofertas siempre, la mayor ganancia, es para el que hace la venta al mayor.

Ah, no importa por quien votó, eso no es lo importante. Lo importante es ayudar a transcribir datos de los humanos para simular “el movimiento” dentro del sistema (Bis)

Asamblea Nacional Constituyente solo para cliente fijos del banco, le ahorramos tiempo

“Si usted es cliente de trayectoria de nuestro banco, ahora, para su beneficio, porque sabemos que su tiempo es valioso, registramos su voto por usted, en una sola taquilla las dos cosas al mismo tiempo.

“En un mismo lugar usted podrá hacer varias diligencias. Venga al banco de su tradición, retire dinero, deposite dinero, active su super crédito, pague la electricidad, pague el teléfono y, además, para ahorrarle tiempo, vote ahí rapidito por la nueva Asamblea Nacional Constituyente”.

Que amables. Que de primer mundo. Ah, no importa por quien votó, eso no es lo importante. Lo importante es ayudar a transcribir datos de los humanos para simular “el movimiento” dentro del sistema (Bis).

Saque su cédula y lleve su Asamblea Nacional Constituyente, un gobierno que piensa primero en usted

“Dos diligencias en una, en vez de cuatro horas, usted se ahorra tres. El tiempo es oro y nosotros lo sabemos, por eso pensamos en usted. Porque sabemos que los venezolanos están muy ocupados sacando al país adelante, el gobierno quiere proteger su tiempo en cosas que, sabemos, para usted valen la pena”.

¡Que considerados! Y que inteligentes, un trámite que perfectamente se puede solapar uno con otro, pues su objetivo es captar datos para emitir un cartón con una identificación (cédula) para su vida “real”, pero en el ínterin usted, en su vida digital, vota por “su” Asamblea Nacional Constituyente sin preocuparse, pues ellos le ahorran tiempo.

Ah, no importa por quien votó, eso no es lo importante. Lo importante es ayudar a transcribir datos de los humanos para simular “el movimiento” dentro del sistema (Bis).

El negocio de su vida: haga crecer su cartera de clientes y ganamos todos, conozca a la Asamblea Nacional Constituyente

“Es muy fácil, cree su propia pirámide de negocio, quien le sigue crea la suya y así sucesivamente. Un negocio donde todos ganas y juntos, agarrados de las manos, vamos al éxito. Creamos la gran comunidad de la Asamblea Nacional Constituyente. Únete al éxito”.

Otro modelo de marketing engañoso, iluso y certeramente de una relación ganar-perder donde todos, absolutamente todos los que están por debajo del primero, pierden, solo ganan fracaso, desilusión y saldos negativos por el tiempo perdido.

Ah, todos “votan” por la ilusión, pero nunca ganan como el que está en la cabeza de la pirámide.

La Asamblea Nacional Constituyente tiene un punto de venta muy cerca de usted

Este beneficio no lo tiene con la competencia. Nosotros le ofrecemos esto:

Caramba, igualito que los centros de votación en el exterior.

La Asamblea Nacional Constituyente, un derroche de innovación y de mercadeo.

El “movimiento” de registros en la base de datos debe estar simulado como la realidad misma en tiempo y hora exacta. Recordemos que este tipo de máquinas como las captahuellas y máquinas de votación tienen unos estándares de seguridad que deben coincidir con la realidad real, valga la redundancia. Y digo real porque si intentas modificar su hardware o software para alterarla, ella crea una caja negra con la información recogida, se bloquea y reinicia todo el sistema. Es más complejo que esta explicación pero por ahí va la cosa.

Es fascinante la segmentación que ha realizado Tibisay, una segmentación por intereses y comportamientos, como los algoritmos más sofisticado del mundo Facebook, Google y Twitter que segmentan las audiencias por intereses, comportamientos y datos demográficos, son geniales. Ojalá segmentaran así para satisfacer las necesidades de cada comunidad.

Tibisay hace uso de un nuevo concepto de marketing, el Remarketing. El remarketing es una funcionalidad que permite crear anuncios personalizados para los usuarios que visitaron previamente una web. Esto quiere decir que si alguien va a visitar un centro de votación y no puede votar, tendrá la opción de ver otro centro por “ahí”, tropezárselo y votar. Como cuando le das click a un aviso publicitario y el bendito te aparece por todas partes.

Ella hace un uso extraordinario de los modelos de lealtad como los de American Express que te entregan una tarjeta “bien bonita” con tu nombre timbrado, personalizada para conectar contigo y darte un “trato privilegiado”. Típico del XXX Club, en este caso PSUV Club y su carnet de la patria. Que privilegio.

Esto es participación y protagonismo según ella… como la película Identidad sustituta donde los sustitutos son representaciones mecánicas de ellos mismos pero “ideales” o la película Yo y mi otro yo con Michael Keaton el de la foto el post. Participan muchos pero inventados por ella. Digno de un buen guion cinematográfico.

Ella hace un uso exquisito de la tecnología, como la creadora de Internet, su sistema es omnipresente, está en todas partes a la cualquier hora, cuidado si ya su voto, por cuestiones de comportamiento de cliente y de proyecciones “científicas”, está ya registrado. A lo mejor ya están todos los votos listos. Con ella todo es posible. Es eficiente.

Es brillante la idea de Tibisay Lucena, me ha robado la idea que vengo promoviendo desde hace años: podemos hacer las elecciones de los países por Amazon.com o MercadoLibre.com, así no gastamos tanto dinero, nadie se mueve de su sitio, vemos los resultados en línea, en HD, en 42” pulgadas, dejamos el comentario y si te quedas dormido te llega un SMS de cómo van los escrutinios. Créanme, sería muy fácil y brillante. Si nos pagan con una giftcard de $10 por voto no tendrían que invertir tantas sumas de dinero en propaganda políticas y todos ganamos. Votaciones del siglo 21. No, les interesa el parapeto, el contrato y la partida de dólares.

Tal vez mi idea de cómo van hacer las votaciones de la Asamblea Nacional Constituyente sea ficción o tal vez la Asamblea Nacional Constituyente sea ya una realidad de acuerdo a mi ficción. A alguien a quien admiro y quiero mucho le escuché decir con mucha seriedad: “creo que la ficción no existe”. Para muestras los nuevos drones que veía en una comiquita llamadas Dick Tracy en los años 60-70 o el éxito de Donald Trump gracias al Big Data.

No me hagan tanto caso, yo he visto muchas películas, me gusta la ficción, me gusta retar la realidad a través de la tecnología, saber que si hablo con alguien por Whatsapp que está en Australia estoy hablando con el futuro o que estamos en un sistema donde el community manager es Dios y que los virus existen pero que así como existen esos virus hay antivirus creados por ser humanos reales que buscamos un mundo mejor.

Creo que la vida es un gran experimento, que somos un experimento de nuestros padres, de la sociedad y de nosotros mismos a partir de lo que almacenamos en nuestras conciencias, en nuestros discos duros, nuestra mente y, además, nos definen una gran cantidad de algoritmos dormidos dentro de nuestra mente que esperan ser activados para actuar como humanos de avanzada y a la vez, luchar con estos virus humanos que tanto daño nos hacen.

… érase una vez… y si no te pones las pilas con el sistema “brillante” de Tibisay, te “absorbe”

¿Qué escaneó tu mente esta semana? De todo lo que viste y leíste ¿Qué palabra, imagen o video recuerdas más? Apuesto a que con una sola cosa que me digas podríamos hacer una inferencia de lo que está sucediendo en nuestro país. Déjala en los comentarios.

Comentarios